TENDENCIAS GABACHA by Kubata.




 
Desde hace unas semanas nos encontramos de Rock Summer, un viaje por diferentes lugares para empaparnos de buena compañía, rocas y lugares diferentes.
Pero en esta ocasión también prestaremos atención a la manera de gestionar las zonas de escalada en nuestro vecino país. En Lot,  región del centro-sur de Francia, viven desde hace unos meses nuestros hermanos Carmen y Fofo. Gracias a su hospitalidad y guía hemos podido pasar unos días escalando y conociendo en profundidad la escalada francesa.
 
La influencia vecina se hace palpable en la manera que tenemos de graduar las vías, pero no entraremos en discusiones sobre cifras y letras, sino en otros hábitos a los que por desgracia no solemos echar cuentas.
En los alrededores de la ciudad de Cahors encontramos una serie de meandros fluviales abrazados por infinidad de paredes. Solo el 0.05% de la roca del lugar se encuentra equipada, por lo que todavía queda por desarrollar gran cantidad de sectores. Podría decirse que existe una gran similitud con nuestro Planeta Aceituna.
 
La cercanía del Parque Natural de Quecy, no supone una prohibición a la hora de desarrollar la escalada en su extensión, sino que con una serie de normas y pautas a la hora de equipar o abrir, cuidan el que no se rompa el equilibrio entre escalada y naturaleza. La escalada en cierta manera motor de la economía del lugar.
Para que velar por la grata convivencia entre el medio natural y los diferentes estilos de escalada los comités locales tienen una labor fundamental. El colectivo de escaladores esta representado en ellos y son los intermediarios directos entre escaladores y el resto de entidades publicas o privadas. Los locales de la zona son un colectivo organizado y participativo. 
 
El comité local se encarga de  apoyar los nuevos equipamientos aportando el material en la medida de sus posibilidades, se financian con la ayuda de la FFME, pero sobre todo a través de la autogestión del rocódromo local.
A la vez existen unos criterios para el desarrollo de nuevas zonas consensuados entre los diferentes escaladores y los encargados de la gestión del patrimonio natural.
 
Las empresas colaboran en las acciones de mantenimiento y conservación de las zonas de escalada activamente, avisando del lugar y fecha de sus actividades, e intentando interferir lo mínimo posible en el medio y siendo respetuosos con el escalador individual con el que comparte las vías de escalada.
La tendencia a la hora de equipar es alejar los seguros conforme ganamos altura, sin descuidar pasos intermedios con caídas peligrosas (repisas, péndulos,…). Pocas vías están marcadas o sobadas. Es costumbre limpiar la vía de arriba abajo al terminar. En los últimos seguros de algunas vías la gancha es inservible. Esto hace que la escalada deportiva en la región tenga un cierto carácter psicológico.
Los sectores no cuentan con un numero excesivo de líneas, se evitan las vías de relleno, por lo que la calidad de todas es media alta.
 
Sirvan estos y otros apuntes que no trajimos en nuestra libreta para aportar algo al futuro de la escalada en el Planeta Aceituna. Un saludo seguiremos informando y por favor no arqueeis. Coel@s ahí.
Para terminar celebrar la primera ducha en montaña de Manuela…
 Nuestro agradecimiento a Alma Gaia por hacer nuestras torpezas y caídas más cómodas.


2 respuestas a «TENDENCIAS GABACHA by Kubata.»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.